El Cerebro Triuno

Aqui hablaremos del El Cerebro Triuno.

Paul Mac Lean, celebre psicólogo, gran estudioso del cerebro humano, definió lo que se conoce como el cerebro triuno, este concepto distingue hasta tres niveles dentro del cerebro. Estos son el cerebro reptil, el cerebro límbico y el cerebro cortical. El reptil es la parte más primitiva de nuestro cerebro, aquí se procesan los instintos básicos de la supervivencia, el deseo sexual, la búsqueda de comida, o las respuestas tipo pelea o huye.

Estas respuestas tienden a ser automáticas y programadas, muchos experimentos han demostrado que gran parte del comportamiento humano, se origina en zonas profundamente enterradas en el cerebro.

Cerebro Primitivo Reptil

Nuestro cerebro primitivo reptil que se remonta a más de doscientos mil años de evolución, aun dirige parte de nuestro comportamiento, en cortejar, tener relaciones personales, elegir dirigentes y es responsable de algunos de nuestros ritos y costumbres.

Cerebro Límbico

El sistema límbico está compuesto por un conjunto de estructuras cuya función está relacionada con las respuestas emocionales, el aprendizaje y la memoria.

Nuestra personalidad, nuestros recuerdos y en definitiva el hecho de ser como somos, depende en gran medida del sistema límbico. Todo lo que ocurre en el medio exterior es procesado en nuestro cerebro límbico, dándole el matiz emocional al experimentarlo. Son comportamientos mamíferos: el amor, el odio, el altruismo, el deseo, los celos, la angustia, el temor, la culpa. Nuestro cerebro límbico, permite el clima emocional para propiciar la motivación al logro, ya que trabaja con una serie de neuroquímicos que propician el impulso para dar órdenes al cerebro reptil de movilizarse para efectuar el deseo, o lo que queremos alcanzar. A la forma efectiva de alcanzar lo que nos mueve o motiva se le ha denominado inteligencia motivacional.

Las emociones tienen un lenguaje que puede ser leído al igual que leemos un libro.

Experimentar una emoción, vivirla, sentirla, concentrarte en el cuerpo, en la emoción, permite descifrar qué es lo que se siente. También se pueden pasar de un estado de ánimo a otro, en un determinado momento podemos estar melancólicos y al recibir una buena noticia pasar a estar feliz. A estos cambios de ánimo, y el poder experimentarlos sin negarlos, se le ha llamado Inteligencia Anímica e Inteligencia Afectiva respectivamente.

Cerebro Cortical

Por último, el cerebro cortical, es el cerebro superior, el que nos distingue del resto de los animales. Es la culminación de la evolución.

El neo-cortex ha alcanzado en el hombre una dimensión tan grande que debe plegarse sobre sí mismo para tener cabida dentro de nuestra cabeza.

Es el más joven y de mayor evolución, el que permitió el desarrollo del Homo Sapiens. En él se encuentran las funciones más complejas, como son todos los procesos básicos, aprendizaje, memoria, razonamiento, entre otros. Se encuentra ubicado sobre el sistema límbico.

 Según Mac Lean, en él se desarrollan una serie de células nerviosas dedicadas a la producción del lenguaje simbólico, a la función asociada a la lectura, escritura y aritmética. Está dividido en dos hemisferios, izquierdo y derecho, y es el que nos permite pensar, hablar, percibir, imaginar, analizar y comportarnos como seres civilizados.

Recibe las primeras señales de los ojos, oídos y piel, ya que las del gusto y el olfato provienen del límbico.

Es la parte del cerebro que nos permite tomar un plan de acción ante cualquier hecho, es donde nacen la inteligencias intrapersonal e interpersonal, además de llevarnos hacia el próximo paso de evolución humana.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *