Cómo ser un creador deliberado

Cómo ser un creador deliberado

 

Vamos a entrar en este post sobre cómo ser un creador deliberado, conociendo lo que significa la palabra “deliberado” : “Que se hace de forma voluntaria e intencionada después de haberlo pensado”. Para crear cualquier cosa debemos hacer un modelo mental perfecto de lo que queremos hacer. Un científico por ejemplo, estudia y perfecciona a través del método científico, la respuesta que quiere, hace la hipótesis y luego la comprueba; se centra en esa hipótesis, su mente busca los elementos que lo llevarán al resultado. De esta misma forma sucede con cualquier cosa que tengamos en mente;  la creación de cualquier deseo que tengamos tiene que ser deliberada, pensar en eso que deseamos  y sentir que ya lo tenemos.

Cómo ser un creador deliberado

El primer paso es reflexionar cómo te sientes al pensar en tu deseo, si existe pasión, si se siente gozo, alegría, entusiasmo, ese deseo es real y vibra contigo, de esta manera podrás  convertirte en un disciplinado, gozoso y deliberado creador. Esto es lo que llamamos la  Energía Creativa, es como ser un escultor, moldeando esta Energía para crear.

Esta Energía Creativa, tiene dos factores importantes: La intensidad y velocidad de esta energía  y en segundo lugar , la medida en que la aceptas o rechazas.

La intensidad y velocidad 

La cantidad de tiempo que dediques a pensar en ese deseo, también el grado de precisión; mientras más claro lo veas, mientras más tiempo dediques a pensar  Dicho de otro modo, cuando llevas mucho tiempo pensando de manera intensa sin desviar tu atención hacia los obstáculos, sino a ver tu deseo realizado, este tendrá más posibilidades de verse realizado, aparecerán los recursos, se darán las oportunidades, conocerás personas y todo se alineará para conseguir tu deseo. También hay que tomar en cuenta la aceptación o rechazo.

Si has deseado algo un tiempo determinado y piensas que no ha ocurrido, la emoción tiene vibración negativa, si piensas que está a punto de ocurrir la emoción es positiva; la primera la entorpece, la segunda la facilita. Aquí no se trata de controlar sino de guiar pensamientos.

Guiar los pensamientos

Estamos en una sociedad de tecnología, el bombardeo de información es enorme, muchas de las informaciones en las redes sociales son opiniones de personas que no tienen el prestigio y la capacidad de dar esa opinión, sin embargo existen muchas personas que toman esa información como su verdad  y sienten que invaden sus pensamientos;  por lo tanto controlar estos pensamientos es tarea imposible.

Ese esfuerzo debe ser para guiar los pensamientos, más que eso es tratar de sentirse de una manera, esto es más sencillo que tratar de mantener tus pensamientos.

 

El arte  de pensar activamente 

Cuando prestamos atención a un pensamiento, se activan otros que tienen armonía con este, convirtiéndose en un pensamiento más fuerte; cuando seguimos centrados en este,  vienen más pensamientos en armonía y lo refuerzan aún más, llegan ideas, soluciones, perspectivas.

Este pensamiento practicado se convierte en dominante cuando centras tu atención deliberadamente en un tema;  así  generas una sistemática forma de activación de esto en ti,; este se convierte en un pensamiento practicado o dominante.

Cuando esto sucede comienzan a aparecer soluciones, caminos, propuestas que son correlativas a este pensamiento. Comienzan a aparecer libros, artículos, amigos, personas nuevas, es claro que estás practicando el arte de cómo ser un creador deliberado.

Cómo ser un creador deliberado – Conclusión

Prestar atención a tus emociones, enfocarlas a tu bienestar, si lo aceptas te sientes bien, sino lo aceptas, te sientes mal.

Lo natural es la prosperidad. Sentirse bien. Eres bueno, eres amado y el bienestar fluye constantemente hacia ti . Aceptando este bienestar, el mismo toma múltiples formas  en tu experiencia vital.

Cada vez que practiques esto, será más natural y fácil para ti. Se convertirá en una creencia y esa experiencia vital se convertirá en una verdad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *