Frases de Arturo Uslar Pietri

Frases de Arturo Uslar Pietri

Frases de Arturo Uslar Pietri, Es unos de los escritores mas importantes en la literatura venezolano. Un hombre muy sabio con dominio en diferentes áreas del conocimiento.

Frases de Arturo Uslar Pietri

El fin siempre es temprano, cada día es toda la vida en tiempo pleno; no hay más que el hoy, que este momento solo en que conozco que estoy vivo y siento

 

Si hubiéramos de proponer una divisa para nuestra política económica lanzaríamos la siguiente; que nos parece resumir dramáticamente esa necesidad de invertir la riqueza producida por el sistema destructivo de la mina; en crear riqueza agrícola, reproductiva y progresiva: sembrar el petróleo

 

Todo está en ti, día que amaneces, toda mi vida en mí sin sobra y falta; como fue en cada hora ya contada, como será en un siempre día a día

 

El gusto del hispanoamericano por las formas más artísticas y arduas no se pierde. Sobrevive a todas las influencias y a todas las modas; Lo lleva a todos los géneros literarios, desde la novela al periodismo. Lo que primero le importa es la belleza de expresión; Eso que llaman estilo. Y que hace que la mayor aspiración de un escritor consiste en ser considerado como un estilista

 

La eternidad es esta permanencia de ayeres sin mañana en la memoria

 

El fin siempre es temprano; cada día es toda la vida en tiempo pleno; no hay más que el hoy, que este momento solo en que conozco que estoy vivo y siento

 

América fue, en casi todos los aspectos, un hecho nuevo para los europeos que la descubrieron. No se parecía a nada de lo que conocían. Todo estaba fuera de la proporción en que se había desarrollado históricamente la vida del hombre occidental

 

La eternidad es esta permanencia de ayeres sin mañana en la memoria

 

Todo está en ti, día que amaneces, toda mi vida en mí sin sobra y falta, como fue en cada hora ya contada, como será en un siempre día a día

 

Es menester sacar la mayor renta de las minas para invertirla totalmente en ayudas, facilidades y estímulos a la agricultura, la cría y las industrias nacionales

 

No se puede ser libre e igual. ¿Por qué? Porque si hubiera una libertad absoluta entre todos los hombres la desigualdad sería monstruosa: no todos los hombres somos igualmente fuertes, no todos los hombres somos igualmente inteligentes, no todos los hombres somos igualmente aptos para muchas cosas. De manera que la igualdad y la libertad son contradictorias como término

 

La riqueza del suelo entre nosotros no sólo no aumenta, sino tiende a desaparecer

 

Decir que el tiempo es río es decir nada, ni nace ni termina su corriente, fluye desde horizontes infinitos y seguirá, sin duda, hasta el olvido

 

Pero a la plaza no llegan sino potros desmontados, con la sangre fresca en la silla: la del amo y la del enemigo, mezcladas

 

Bolívar es Nuestra América. Cuantos más criollos son los pueblos, los hombres más lo entienden y más cerca están de él

 

El hecho más importante de la historia es el mismo de la biología, es que el hombre se muere como todos los demás seres vivos

 

Hay que sembrar el petróleo

 

El gusto del hispanoamericano por las formas más artísticas y arduas no se pierde. Sobrevive a todas las influencias y a todas las modas. Lo lleva a todos los géneros literarios, desde la novela al periodismo. Lo que primero le importa es la belleza de expresión. Eso que llaman estilo. Y que hace que la mayor aspiración de un escritor consiste en ser considerado como un estilista

 

He llegado a esa dura etapa de la vida, que es el repliegue

 

La diversidad de los hombres viene de la cultura, no de la naturaleza

 

Si hubiéramos de proponer una divisa para nuestra política económica lanzaríamos la siguiente; que nos parece resumir dramáticamente esa necesidad de invertir la riqueza producida por el sistema destructivo de la mina, en crear riqueza agrícola, reproductiva y progresiva: sembrar el petróleo

 

Lo que más necesita nuestra educación es una cura de simplicidad; regresar a los conceptos básicos y preguntarse a quién se tiene que educar y para qué

 

Ha sonado la hora de Venezuela, la hora de los venezolanos válidos. Por encima del dolor y la vergüenza por la que ha sucedido, hoy más que nunca tenemos la oportunidad y hasta el desafío de rehacer un país capaz de alcanzar las metas que le ofrecen sus grandes posibilidades. No será fácil, como nunca ha sido fácil ninguna empresa grande

 

La labor de la educación no puede ser otra que desarrollar en el individuo el conjunto de virtudes y capacidades necesarias para cumplir su cometido histórico, este es el sentido en que la educación es formativa

 

Hemos oído y consultado a los creadores de la ciencia pedagógica pero muy poco hemos oído a la sociedad y sus integrantes individuales e institucionales. La sociedad y las instituciones y los individuos son claves para comprender la educación creadora y transformadora requerida

 

De lo que hemos sabido hacer con la riqueza petrolera y de lo que sepamos hacer con ella en el futuro dependen el presente y el porvenir de Venezuela. Todo lo demás viene a resultar así, accesorio o dependiente

 

Mi formación fue muy pobre. Crecí en una aldea. Mi primera apertura al mundo fue cuando fui a Francia en el año 1929, cuando pude quedarme allá a lo largo de 4 años. La mayor parte de mi formación tuvo lugar en colegios públicos de poco vuelo, y no fui un estudiante brillante, no, nunca lo fu

 

El petróleo no es ni una cosecha ni una renta, sino el consumo continuo de un capital depositado por la naturaleza en el subsuelo. Todo capital que se consume y no se reproduce tiene su término

 

Nuestra universidad seguirá en crisis mientras todo su esfuerzo, el de autoridades, profesores, estudiantes, no se dirija exclusivamente, y por las vías más directas y eficaces; hacia su único y verdadero fin: ser una casa de estudio. Una casa donde se trabaja para enseñar y aprender

 

Si los dirigentes políticos no se percatan de la excepcional significación y de la extraordinaria oportunidad que esta situación representa y no aportan sinceramente toda su colaboración para ese acuerdo; estarían asumiendo la inmensa responsabilidad de las soluciones de fuerza; que pudieran surgir si este estado de cosas se prolongara peligrosamente

 

Mientras más recuerdo a Isabel más ternura siento por ella, una mujer excepcional, no tenía un pelo de egoísmo, era el ser más desprendido, más abnegado, más leal que podía haber. A mí me hizo mucho bien, me ayudó mucho su presencia, su ayuda. Era una mujer discreta, educada. Conmigo fue excepcional

 

Mi formación fue muy pobre. Crecí en una aldea. Mi primera apertura al mundo fue cuando fui a Francia en el año 1929, cuando pude quedarme allá a lo largo de 4 años; La mayor parte de mi formación tuvo lugar en colegios públicos de poco vuelo, y no fui un estudiante brillante, no, nunca lo fui

Contenido relacionado

Arturo Uslar Pietri

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *