La magia de la atención

La magia de la atención

 

La magia de la atención significa que la abundancia y riqueza nos llega en forma espontánea, todos nuestros deseos son satisfechos ya sea en lo material, emocional, psicológica o espiritual, también en las relaciones.

La magia de la atención

La atención de una persona verdaderamente rica está enfocada además del dinero, ya que no tiene tiene preocupaciones monetarias, Como dijo Osear Wilde: “Sólo hay una clase de personas que piensan más en el dinero que los ricos, y esas personas son los pobres. En realidad, los pobres no pueden pensar en nada más “. Tener riqueza o abundancia real significa la despreocupación de  todo en la vida, incluyendo el dinero. La conciencia de la riqueza es la conciencia de la fuente de toda la realidad material. La Fuente de toda la realidad material es conocimiento puro, conciencia pura. El campo unificado, el campo de todas las posibilidades.

Como se desarolla la magia de atención

Este campo se puede conocer más allá de pensar en él , ya que es trascendental al pensamiento. Podemos tener conocimiento empírico de este, conocerlo íntimamente como nuestra naturaleza. Trascendiendo lo conocemos no verbalmente a través de la meditación

El ser puro

La meditación noS da la experiencia del ser puro, que es una experiencia de felicidad y alegría puras. La ventaja de alternar la experiencia de la meditación con actividad es que mientras más ahondamos en el campo del Ser puro, del conocimiento puro, de la conciencia pura, nuestra actividad se llenará más con éste. Así nuestra actividad actividad adquiere las cualidades inherentes del Ser puro, del conocimiento puro: infinito, ilimitado, abundante, rico e inmortal.

También conocer intelectualmente las cualidades y prestar atención a dichas cualidades no ayuda, la calidad de nuestra atención nos da lso resultados.

El campo cuántico

Vamos a explicar con más detalle el campo cuántico:

La física nos dice que al atravesar el campo de las partículas subatómicas y entrar en la nube de partículas subatómicas que forman el átomo, como los quarks, bosones y leptones, que son tan pequeñas que no podemos medirlas. No existen instrumentos, ni existirán, que midan estas partículas. Son tan pequeñas, que sólo podemos pensar en ellas. Estas partículas nunca han sido vistas; solo se sabe de ellas por la evidencia de los rastros que dejan detrás en los aceleradores de partículas., se pueden ver e incluso fotografiar los rastros que dejan estas partículas.

Estas partículas existen sólo cuando les prestamos atención, si dejamos de prestar atención desaparecen en un vacío. Parpadean como lucecitas en un cuarto oscuro. Cuando fijamos nuestra atención en el campo cuántico estas partículas existen. Cuando no prestamos atención al campo las partículas son sólo una amplitud de probabilidad en el campo de todas las posibilidades.

Cada partícula es una onda que no está restringida a ningún sitio en el espacio o en el tiempo; una onda es una cosa difusa. Los científicos la llaman probabilidad de amplitud en el campo de todas las posibilidades. Se define la probabilidad estadística de encontrar una partícula en un cierto lugar en el momento de observación, lo que significa el momento de atención. La atención es que transforma la probabilidad de amplitud, la onda, la distribución de la probabilidad,por una medida posible, como una función de tiempo. La atención toma esa amplitud de probabilidad y le da existencia material, por medio del simple acto de la atención. Esto es la magia de la atención, hacemos realidad la atención.

La creación material

Toda la creación material no es otra cosa que el ser experimentándose mediante diferentes cualidades de su propia atención hacia sí mismo.

Los sabios veda dicen: “Mantén tu atención en lo que es y observa su plenitud en cada momento. La Presencia de Dios está en todas partes. Sólo tienes que abrazarla conscientemente con tu atención”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *