Resolución como virtud

Resolución

 

Resolución es el  acto y consecuencia de resolver o resolverse. En otras palabras encontrar soluciones para las dificultades, también encontrar una determinación decisiva.

Puede ser sinónimo de encontrar el coraje par ejecutar una acción.

 

Resolución como virtud

Cumplir con tus compromisos, hará crecer sin duda tu credibilidad.

La confianza es la base para construir relaciones personales o profesionales sólidas. Stephen Covey llama a esto: “aumentar la cuenta de ahorros emocional”. Cada vez que cumplimos un compromiso o una promesa, hacemos depósitos a esa cuenta, por el contrario, cuando no cumplimos, hacemos retiros. Si la cuenta emocional esta en negativo, no tendremos ninguna credibilidad o influencia con esa persona.

La falta de credibilidad puede causar muchos problemas en la familia donde los padres incumplen las promesas que hacen a sus hijos, a veces “por falta de tiempo”, o atender “cosas más urgentes”. Esto trae como consecuencia que los jóvenes se dejen llevar por otras personas, llámense amigos, compañeros, etc. Esto es muy peligroso para el liderazgo familiar y puede traer muchos problemas.

Ganarte la confianza de las personas que te rodean es un proceso largo que requiere trabajo y constancia de tu parte.

La clave para ganarte esa confianza reside en la habilidad que tengas para cumplir aquello que prometes. A continuación te presento una serie de actividades que pueden ayudarte a cumplir tus promesas:

Cuando estés eufórico no prometas nada

En estado de euforia se pueden decir cosas que son imposibles de cumplir. Comúnmente en los estados de euforia el ego aumenta creyendo que se pueden cumplir cosas que están fuera de nuestro control.

Conoce tus limitaciones

Algunas personas no cumplen sus promesas porque piensan que pueden con todo, no se dan cuenta que pueden tener limitaciones de tiempo, conocimiento o simplemente de ganas de hacerlo. Conocer tu propias limitaciones y lo que puedes hacer o no te evitara muchos problemas.

No digas si, cuando quieras decir que no

En este caso las personas se comprometen por vergüenza de decir que no, por la falta de afectividad y pensar que si dicen que no, serán descorteces. En muchos casos se dice que sí y luego se inventan excusas para romper la palabra que se dio. Debemos comunicar de una manera abierta, sin rodeos y respetuosamente nuestros sentimientos opiniones y necesidades, debemos comunicarlo verbalmente así como con el lenguaje corporal. Además debemos hacer preguntas de lo que se nos está pidiendo, estar claros con lo que quiere la otra persona antes de dar nuestra respuesta. Para ello debemos aumentar nuestra autoestima y autoconfianza.

Agenda tus prioridades en vez de priorizar tu agenda

Para hacer esto debemos reconocer en nuestras prioridades que es lo más importante para nosotros y lo que realmente queremos hacer. Para ello debemos identificar nuestros roles y nuestros valores; aquellos que nos mueve de verdad. Una vez que los identifiquemos, colocamos en nuestra agenda semanal las cosas importantes. Nos daremos cuenta que quedaran espacios vacíos en nuestra agenda que podemos llenar con actividades menos importantes y urgentes. Por el contrario, llenar nuestra agenda con actividades desordenadamente hará que perdamos la visión y no sabremos si tenemos tiempo o no de aceptar un compromiso, de esta manera podemos aceptar algo cuando no tenemos el tiempo para cumplirlo. Definitivamente cumplir nuestros compromisos nos hace más creíbles y confiables. Esta es una característica primordial en cualquier campo que nos desempeñemos.

“Comprométete a llevar a cabo lo que debes hacer. Haz sin falta lo que te comprometes a llevar a cabo”

Benjamín Franklin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *